México

Joven narra la forma en que un hermano lasallista abusó sexualmente de ella

Los abusos cometidos a Sofía fueron de julio a diciembre de 2016

por Aly Valenzuela Ávila

Sofía de 21, fue violada por un hermano lasallista

Sofía de 21, fue violada por un hermano lasallista Fuente: Internet

Durango, Durango.- Un total de seis mujeres han sido abusadas sexualmente por un hermano lasallista; de las cuales solo una a levantado una denuncia contra el hombre.

Sofía de 21, fue violada por un hermano lasallista(Internet)

Sofía de 21, fue violada por un hermano lasallista | Internet

Sofía de 21 años es una de las estudiantes que sufrió abusos por parte de Alejandro 'G', y hasta el momento en la única que ha realizado una denuncia, realizada en la Vicefiscalía de Lerdo, Durango, por el delito de violación en grado de tentativa. 

Actualmente la carpeta de investigación está terminando de integrarse y la familia espera porque se expida en próximos días la orden de detención del hermano.

El hermano es un hombre que, siguiendo la llamada del Señor, se consagra totalmente a él con los votos religiosos de pobreza, castidad y obediencia, para dedicar toda su vida y todas sus fuerzas a la misión de educar a los niños y jóvenes. Es, por lo tanto, un religioso educador”, expresa el Instituto Francés de la Laguna (ITL). 

Por otra parte, Sofía recuerda que al poco tiempo de entrar le habían picado chinches en todo el cuerpo en una misión a una comunidad. “Me salieron ampollas, no podía dejar de rascarme.

El hermano me dijo que me iba a poner Vick para que se me quitara la comezón y me dijo vamos a ‘casa de niñas’ (donde dormían las estudiantes voluntarias)”, relata Sofía.

Tiempo atrás la joven le había contado al hermano que le temía a la oscuridad y con la promesa que le ayudaría a superar su fobia la empezó a citar a las 23:00 horas en el centro comunitario, un edificio de tres pisos de los lasallistas.

Me dijo que caminara sola por el pasillo, pero de verdad yo le tengo mucho miedo a la oscuridad. Me ponía muy nerviosa. Al final del pasillo me dijo que necesitaba que me quitara la blusa. Se me hizo raro, no es normal pensar que un hermano lasallista, una persona que ha venido a tu casa, te quiera hacer daño. Estaba oscuro, no pasa nada, pensé”. 

Había un conflicto en mi cabeza. Me sentía mal por lo que me estaba haciendo. Si le decía que ‘no’ se molestaba mucho conmigo, me gritaba. Que no fuera payasa, que él nunca me iba a hacer daño. ‘Chin... madre Sofía, quiero que entiendas que no lo hago porque quiero hacerte daño, es para ayudarte’, me decía”, cuenta Sofía.

Me tocó el pecho y pasó su mano enfrente de mis partes íntimas”, relató la chica.

Pero el hermano Alejandro empezó a buscarla e insistirle que le hablara. “Me mandaba mensaje y me decía que quería hablar conmigo, pero no le contestaba; me preguntaba si me podía marcar y yo le dije ‘hermano, yo ya no tengo nada que hablar con usted, usted ya no está a cargo de mí”. 

Alejandro llegó al punto de hablarle a la mamá de Sofía para llegar a ella, lo cual la armó de valor para contarle lo que había pasado por medio de una carta. No pudo decírselo en persona y todavía le cuesta hablar del tema, pero no quiere que alguien más viva lo que ella padeció y se desenmascare al lasallista

Esta nota incluye información de: El Universal

Temas
  • Violación
  • Hermano lasallista
  • Joven
  • Denuncia
  • Durango

Comentarios