Seguridad

Ser cocineras del 'Chapo' las llevaría a estar presas lo que resta de sus vidas

Las mujeres fueron detenidas durante el operativo 'Cisne Negro' en Los Mochis, que llevó a la aprehensión del capo

Por: Redacción Tribuna

Los Mochis, Sinaloa.- Durante 8 años, Lilia y Celia de 33 y 40 años fueron las cocineras de confianza del capo sinaloense Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán hasta su captura por fuerzas federales en 2016. El 8 de enero de ese año, ambas fueron detenidas junto con él en Los Mochis, Sinaloa.

Ambas mujeres se encuentran presas en el penal federal femenil de Coatlán del Río en Morelos, acusadas de delincuencia organizada, portación de arma de fuego de uso exclusivo del Ejército y portación de arma sin licencia.

Durante el operativo llamado ‘Cisne Negro’, el cual llevó a la reaprehensión del capo en el fraccionamiento Las Palmas de Los Mochis, las dos mujeres estaban en una habitación con armas largas en las manos y protegidas con chalecos antibalas.

Sus abogados y familiares, sin embargo, aseguran que las autoridades no han presentado pruebas que sostengan las acusaciones en contra de las cocineras del ‘Chapo’ y aún afirman que hay imágenes que demuestran que ellas estaban desarmadas y escondidas en un baño al momento de su detención.

Ni sus argumentos ni las imágenes a las que se refieren sirvieron para convencer a un juez de distrito, quien en febrero pasado negó un amparo a las cocineras contra la determinación de vincularlas a proceso por los delitos en su contra.

En su fallo el juez afirmó que las dos mujeres sí colaboraron con el Cártel de Sinaloa "debido a que dicha organización requiere de una logística a la que ellas contribuyeron y, por ende, forman parte del engranaje necesario para que la maquinaria de ese grupo operara".

Inconforme con la resolución, la defensa de Lilia y Celia interpuso un recurso de revisión ante el Tribunal Colegiado en Materia Penal y Administrativa, en el que reclama que las mujeres no tenían vínculos con actividades delictivas y sólo cumplían labores domésticas en la casa donde el capo estuvo escondido durante algún tiempo en su última fuga.

Sin embargo, hay declaraciones en su contra de dos integrantes del Cártel de Sinaloa presos en ese Estado. Ellos son Bernal Gómez Aguilar, identificado como ‘El Camarón’, y Jesús Gabriel Vázquez Bojórquez, a quien llaman ‘El Mapache’, quienes también estaban en la casa donde la Marina recapturó al ‘Chapo’ y abatió a cinco de sus lugartenientes.

De acuerdo con sus declaraciones, Lilia y Celia eran de las personas de mayor confianza del ‘Chapo’ y "las que, a través de sus ocupaciones, atendían a los miembros de su organización".

Las autoridades federales incluso presumen que las mujeres lo acompañaron durante el tiempo que estuvo escondido en la sierra de Durango, en un lugar conocido como La Piedrosa, ubicado en el municipio de Tamazula.

Su caso ha llamado de nuevo la atención, debido al juicio en contra de Guzmán Loera en Nueva York, y sus familiares han aprovechado la ocasión para pedir ante los medios mexicanos la liberación de las mujeres.

Originarias del Estado de Durango, las cocineras del exlíder del Cártel de Sinaloa solo tienen estudios de primaria y Celia es madre soltera.

Cuando ella lo conoció, la verdad sí le dio mucha alegría, porque todas las personas de los ranchos sabemos que él (el Chapo) ayuda a las personas", declaró Mary Sánchez, hermana de Celia.

Yo le decía que tenía que buscar otro tipo de trabajo, que tenía su hijo y había otra forma de trabajar, pero igual no hizo caso", agregó.

Celia y Lilia cumplirán tres años de prisión en enero próximo, y sus posibilidades de libertad parecen tan lejanas como la de su antiguo jefe, a quien acompañaron hasta el último día de su fuga.

Temas

Comentarios