Campo

Actividad laboral agrícola de Sonora sufre desplome de 10 por ciento

Debido al termino de las cosechas en la entidad durante mayo pasado se perdieron cerca de 8 mil empleos y se espera que estos vayan a la alza

por Dayane Ariel Lagarda

/x

Ciudad Obregón, Sonora.- Las temporadas de cosecha de hortalizas, granos y uva de mesa, concluyeron o están por hacerlo en el estado, lo que significa una reducción de mano de obra en el campo sonorense afectando directamente al mercado laboral del sector agroalimentario.

Las autoridades señalan que otros factores que influyeron en el declive de empleos del sector agropecuario fue el cierre de comercios en la nación y el extranjero que provocaron una baja demanda de productos mexicanos, además de que las empresas tomaron la decisión de recortar su personal para evitar la propagación del COVID-19.

Marco Antonio Córdova, economista sonorense, detalla que derivado de una disminución en las cosechas de trigo y de uva de mesa, la actividad agropecuaria en Sonora registró una caída de 10 por ciento en mayo, afectando de forma directa al mercado laboral de la entidad, al contabilizar una caída de más de 8 mil empleos en mayo.

Comenta que esta actividad es una gran fuente de empleos para las comunidades rurales de Sonora y la principal fuente de ingresos para miles de familias.

Por su parte, Jorge Guzmán Nieves, titular de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Recursos Hidráulicos Pesca y Acuacultura en Sonora (Sagarhpa), expresa que en cuestión de la disminución de empleos, es algo que se está previsto año con año, pues al ir avanzando en el proceso de la cosecha el producto disminuye y por ende la demanda también lo que conlleva a que se utilice menos personal y se empiece a recortar, pero siempre hay alternativas para el trabajador.

Hay opciones, pues baja la mano de obra en cosecha pero también se vienen las siembras y el trabajador emigra”, señaló.

Guzmán Nieves resalta que la contingencia sanitaria provocó un efecto negativo en el mercado cerrando exportaciones dentro y fuera del país y también influyó en la pérdida de 2 mil 800 empleos de los cuales 2 mil 400 eran temporales.

Esta problemática que afectó a todo mundo no solo a Sonora, eliminó, digamos así, a 400 empleos formales, trabajadores que ya tenían una planta en el sector agropecuario, pues los empleadores tuvieron que tomar decisiones por el bien de la salud de sus trabajadores”, mencionó.

Por último el titular de Sagarhpa argumenta que se aproxima una nueva temporada y con ello un repunte en la actividad laboral agrícola que será de beneficio para los jornaleros y productores de la entidad.

Temas

Comentarios