Philippe Lechermeier reinterpreta con ingenio pasajes de “La Biblia”

Entrevistado a propósito de su libro “Una Biblia”, el autor cuya escritura se caracteriza por la poesía, el humor, el ingenio y la capacidad de altear los códigos y formas literarias

por

/x

México, DF.- “La Biblia” es texto que ha influido en el pensamiento de las sociedades porque más allá de las creencias religiosas ha contribuido a entender el mundo actual, aseguró el escritor francés Philippe Lechermeier.

“Aunque uno quiera alejarse de ‘La Biblia'', es imposible porque la obra cuenta la historia de la humanidad (...) No conocer la historia de la biblia es como no tener todas las llaves para comprender la realidad del mundo actual”, sostuvo el escritor.

En colaboración con la diseñadora e ilustradora francesa Rébecca Dautremer, Philippe Lechermeier reinterpreta con maestría y singularidad una amplia selección de las historias de “La Biblia” en clave literaria y artística.

“Una Biblia” es una adaptación ilustrada que recurre a canciones, poemas, obras de teatro y relatos narrados por voces inesperadas con escenas bíblicas que adquieren un nuevo matiz sin perder su cualidad de representar los anhelos, alegrías y temores que definen a la humanidad.

El ejemplar publicado por el sello editorial Edelvives, presenta un universo mágico de colores cálidos, encuadres sorprendentes, delicadas texturas y estilizadas y expresivas figuras, con cierta tendencia a la melancolía, mismas que han calado hondo en el público de todas las edades, contando con miles de fans que coleccionan sus obras.

En este sentido, Rébecca Dautremer compartió lo complicado que fue ilustrar esta publicación. “Fue difícil entrar en las historias de ‘La Biblia'', me sentía impresionada por el tema, sobre todo porque vengo de una familia católica, y en la biblia se hala de guerra, amor, batallas, héroes, mujeres bellas, y todos los ingredientes están ahí para las imágenes”.

Refirió que ilustrar fue como tomar el rol de un director de teatro, convertirse en dramaturgo y luego en fotógrafo. “Me preguntaba qué quería decir y qué tengo para contarlo, cuántos y cuáles personajes”.

Dautremer también jugó con las luces para iluminar lo que deseaba, “al final tome el rol del fotógrafo, para después, llevar todo a mi cabeza, que es como el escenario, tomé las fotos que me interesaban y elegí el mejor encuadre”, refirió.

 

Comentarios