Los cornos suizos, tradicionales en fechas decembrinas

El corno es un tubo largo y cónico de unos 3.5 metros de largo, curvado y al final su forma imita el cuerno de una vaca y para su construcción se emplean maderas fuertes

por

/x

 

Ginebra, Suiza.- En las calles de Ginebra, al igual que en otras ciudades de la Confederación, los cornos suizos, instrumento típico del País, amenizan el ir y venir de la gente en estas fiestas decembrinas.

Los suizos, muy apegados a sus tradiciones y sin grandes derroches en adornos o luces navideñas, disfrutan del sonido y la interpretación de este peculiar instrumento también conocido como corno alpino.

Los cornos alpinos se cuentan entre los instrumentos de viento de madera más originales y en el pasado su uso se limitaba al de los pastores en la campiña para llamar a las vacas que se encontraban pastando con el fin de trasladarlas al establo para ser ordeñadas.

En el siglo XIX con la aparición del romanticismo y del gusto por el folklore, el corno suizo fue ganando popularidad hasta convertirse en un símbolo nacional.

En el correr de los siglos, a pesar que la manera de usar y tocar el corno alpino que ha vivido varios cambios, la forma del instrumento no ha cambiado.

A juicio de los músicos el corno suizo es uno de los instrumentos más difíciles de tocar y su sonido inconfundible reúne el cuerpo de un instrumento de metal con la suavidad de un instrumento de viento de madera.

 

Comentarios