Coronavirus: Madre suplica que hija con cáncer salga de Hubei para ser atendida

Una mujer de la provincia de Hubei suplicó a la Policía que le permitieran salir para llevar a su hija a un hospital a recibir su quimioterapia, pues ante el brote de coronavirus en su clínica no pudo recibir tratamiento

La mujer suplicó a la Policía que permitiera a su hija acceder a atención médica fuera de la provincia de Hubei
Por
Escrito en MUNDO el

Wuhan, China.- Una madre suplicó a la Policía en un control de seguridad que le permitiera llevar a su hija enferma de cáncer a un hospital fuera de la provincia de Hubei, luego de que le fue negada una segunda ronda de quimioterapia debido al brote de coronavirus.

Lu Yuejin, de 50 años de edad, tuvo problemas para pasar el control de seguridad dispuesto en un puente sobre el Río Yangtze y a las afueras de la provincia de Hubei, zona que está en cuarentena mientras China busca combatir la propagación del mortal virus.

La madre, una campesina de un pueblo que está en Hubei, intentó obtener el acceso para su hija de 26 años Hu Ping, quien padece leucemia.

La joven no pudo recibir la segunda ronda de quimioterapia que necesita en los saturados hospitales de la ciudad de Wuhan, el epicentro del coronavirus.

Mi hija necesita ir a un hospital en Jiujiang. Necesita recibir su tratamiento, pero ellos no nos dejan pasar”, reportan que dijo la angustiada madre.

Hu Ping, cubierta con una manta, se sentó en el suelo mientras su madre imploraba a las autoridades que le permitieran pasar.

Por favor, lleven a mi hija. Yo no necesito pasar… por favor, solo dejen que pase mi hija”, pidió la mujer.

Mientras la mujer solicitaba el acceso de su hija, un altavoz repetía que no se permite a nadie la entrada a Jiujiang, una ciudad en la provincia de Jiangxi, al otro lado del Río Yangtze.

El puente entre las dos provincias ha sido mayormente cerrado para evitar la propagación del virus que ya ha cobrado más de 300 vidas y ha infectado a más de 14 mil personas.

Durante gran parte de la mañana del sábado, Lu estuvo luchando por convencer a las autoridades de dejar a su hija pasar para que fuera atendida.

Todo lo que quiero es salvar su vida”, reportan que expuso.

Cerca de una hora después de hablar para la agencia Reuters en el control de seguridad, la Policía comenzó a entrar en acción. Después se realizaron algunas llamadas, se llamó a una ambulancia y Lu y su hija eventualmente pudieron pasar.