espestcaulos

Policías en Cajeme trabajan con carencias y temor a ser asesinados

Los elementos no solo tienen que vivir con el temor de ser asesinados sino que también luchan con un sistema precario

por Alejandra Avalos

/x

Policías en Cajeme trabajan con carencias y temor a ser asesinados

Ciudad Obregón, Sonora.- En lo que va del año, 15 policías han sido asesinados en cumplimiento de su deber. El recrudecimiento de la violencia contra las corporaciones pone en evidencia la precariedad laboral en la que los elementos ejercen su arriesgada labor. Con mal sueldo y sin prestaciones deben enfrentarse a un sistema que los hace víctimas por doble vía. 

De acuerdo con los datos del Censo Nacional de Gobierno, Seguridad Pública y Sistema Penitenciario Estatales 2020, de los 120 mil 155 policías estatales desplegados en 30 entidades del país, 48 mil 129 perciben un salario mensual inferior a los diez mil pesos lo que es igual al 40 por ciento del total de los uniformados. 

Por otra parte, el Modelo Óptimo de la Función Policial creado por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública señala que en Sonora por cada 100 mil habitantes solo se tiene 0.3 policías.

  • Policías son pareja de las carencias

Según la información proporcionada por la Secretaría de Seguridad Pública en Cajeme, el municipio cuenta con 700 elementos activos, es decir, uno por cada 654 ciudadanos. En cuanto al parque vehicular, se cuenta con 176 vehículos y 63 motocicletas, los cuales, no se encuentran en las mejores condiciones y además se reparten entre las distintas Delegaciones y Comisarías. Lo mismo ocurre con el armamento y equipo táctico. El sueldo es de 8 mil 453 pesos mensuales, menos descuentos; cabe señalar que por la naturaleza de sus trabajos estos no pueden acceder a créditos o préstamos. 

Tras el asesinato de dos compañeros en menos de tres días, los elementos tuvieron varias reuniones con el director de Seguridad Pública, Francisco Cano Castro; de manera extraoficial se sabe que hubo fuertes reclamos por parte de los elementos a causa del temor de ser asesinados. 

Jesús Manuel Ruiz Zárate, dirigente del Frente Unido de Policías A. C. (Fupac), señaló que los uniformados se sienten preocupados e indignados porque no hay seguridad para ellos, ni equipo suficiente o apoyo por parte de los superiores. “Actualmente de los 700 policías que se encuentran activos aproximadamente 150 están comisionados para darle seguridad a funcionarios o empresarios, lo que deja a Cajeme con cerca de 550 agentes realmente activos”.

Ruiz Zárate, confesó que las condiciones en las que operan los policías en Cajeme son precarias, pues además de la falta de personal y de capacitación para el mismo, los agentes se sienten desprotegidos. De forma anónima, un agente de Policía en Cajeme, compartió para TRIBUNA que ante los hechos ocurridos siente que su vida está en peligro, y aunque derivado de la caída de sus dos compañeros se le asignó un arma a pesar de no tener acreditado el C-3, no cuenta con municiones suficientes para repeler una agresión.

Asimismo, el uniformado comentó que es muy peligroso que los manden a trabajar en la calle sin su arma de cargo al no tener el control de confianza acreditado, incluso, afirmó que él y otros compañeros llegaron a traer réplicas de arma de fuego en sus fornituras, para que la ciudadanía creyera que estaban armados, y así sentirse más seguros en caso de que intentaran agredirlos.

No sé por qué le pasó eso a los compañeros, y lo peor de todo es que no sabemos quién seguirá, está muy fea la situación y apenas así nos asignaron arma, pero ¿qué podemos hacer con esto en caso de que alguien nos ataque?”, comentó.

Como un punto de quiebre cabe recordar que el pasado 30 de septiembre Cano Castro reconoció frente a los ediles de la Comisión de Seguridad Pública que sus oficiales extorsionaban a causa de las carencias con las que realizan su trabajo. “¿De dónde creen que completan para el sostenimiento familiar? Y no estamos justificando, pero no podemos cerrar los ojos de saber de dónde completan los elementos. Se necesita una forma de combatir con la corrupción, cubriendo al menos sus necesidades básicas, por lo cual necesito de ustedes (regidores), de la ciudadanía y de todos y cada uno de los elementos”, declaró

  • Deben combatir impunidad 

En lo que va del año en curso, 15 policías han sido asesinados en cumplimiento de su deber, en su mayoría de las corporaciones municipales, mientras que en 2019 se contabilizaron 23 casos. Con 5 elementos asesinados, Guaymas encabeza el conteo a nivel estado en 2020, seguido por Cajeme con tres casos, de los cuales, los dos más recientes ocurrieron en un periodo de 48 horas.

Manuel Emilio Hoyos, director del Observatorio Sonora por la Seguridad, señaló que los crímenes registrados contra policías de Sonora se han dispersado a comparación del año anterior. “El problema de ataques en contra de la Policía se ha dispersado, ya que, a comparación con el año anterior, en 2020 podemos observar cómo se han registrado hechos de este tipo en municipios pequeños como San Pedro de la Cueva o Yécora”. 

Se debe abatir la impunidad hacia los crímenes en contra de los policías, quienes son encargados de velar por nuestra seguridad, hay que generar mecanismos de protección al interior de las corporaciones, para que quienes cometan este tipo de delitos sepan que se hará justicia y serán sancionados.”

Por otro lado, Cano Castro, director de Seguridad Pública Municipal de Cajeme, mencionó que exigirán resultados a la Fiscalía por el asesinato de los agentes municipales, además expresó que el Departamento de Asuntos Internos de la corporación se encuentra investigando a 12 elementos por diferentes motivos.

Temas

Comentarios