Obregón

La falla de San Andrés no pone en peligro a Cajeme, asegura geólogo

El geólogo Dolores Beltrán asegura que a Ciudad Obregón solo llegan pequeñas ramificaciones de la grieta tectónica

por Román González

Regularmente los sismos en el sur del Golfo de California se presentan durante el mes de febrero(Internet)

Regularmente los sismos en el sur del Golfo de California se presentan durante el mes de febrero | Internet

Ciudad Obregón, Sonora.- La reciente declaración del director del Centro Sísmico del Sur de California, Thomas Jordan, en la que advierte de un posible megaterremoto a causa de la Falla de San Andrés en la zona sur de California, ha causado la preocupación de los cajemenses al considerar el paso de la falla por Cajeme.

José Dolores Beltrán Ramírez, experto en el área de geología en ingeniería civil, indicó que los sismos ocurridos en la región Sur de Estados Unidos, no se deben a la Falla de San Andrés, han sido a causa de otra falla, además informó que esa falla se localiza en el país del norte y cuenta con una prolongación por el Golfo de California y la que se ubica a 80 kilómetros de Obregón, existe una ramificación de la misma llamada ‘Fosa Obregón’ o ‘Falla Obregón’, descubierta en el año de 1994, la que sí se sitúa en el municipio.

Actualmente no existe una forma de poder vaticinar cuándo ocurrirá un terremoto y en caso de llegar a ocurrir algún movimiento en la falla de San Andrés, la región que podría presentar afectaciones en México sería Mexicali, debido a su cercanía a la gruta, indicó el geólogo. 

Beltrán explica que efectivamente esta región es totalmente sísmica, pero difiere en las ondas vibratorias, como las que ocurren en el sur del país, es decir los sismos ocurridos en esta zona norte se deben a un choque de las placas y no a un traslape de estas.

Se agregó que para formarse un megaterremoto las placas tectónicas tendrían que acumular bastante energía e históricamente Sonora ha registrado terremotos de grandes magnitudes cada década regularmente, lo que beneficia a la región ya que esto libera energía en un solo movimiento. 

Esto puede llegar a afectar a la infraestructura de esta zona, esto ya ha ocurrido, ya hemos tenido aunque sea unas grietecitas, quebraduras de vidrios, caídas de objetos de los escritorios, ya hemos tenido de esas situaciones, quiere decir que en ocasiones nos ha demostrado que puede llegar con un poquito más de intensidad que es como se mide ese valor de las ondas sísmicas”, explica el especialista en geología.

Por todo lo anterior, el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit), informa que todas las viviendas financiadas con un crédito del Infonavit cuya deuda no haya sido liquidada a la fecha del siniestro, están protegidas durante la vida del crédito por un seguro de daños en caso de pérdida total o parcial, causados por fenómenos meteorológicos, hidrometeorológicos y sísmicos.

En caso de presentarse un siniestro que afecte el hogar, cada derechohabiente debe acudir a las oficinas del Infonavit a informar al personal sobre el daño que la vivienda sufrió y ellos les indicarán la documentación (expediente) necesaria para poder gestionar ante la aseguradora el pago del Seguro de Daños que corresponda.

Aplica única y exclusivamente para los acreditados titulares que habiten su vivienda, y que se compruebe que efectivamente el inmueble resultó afectado a consecuencia del siniestro reportado, y es aplicable a un terremoto con una escala de 5.5 o mayor bajo la escala de Richter.

Cabe destacar que ese seguro no aplica para la pérdida de los contenidos de los inmuebles, mobiliarios, equipos o dinero en efectivo por mencionar algunos.

Temas

Comentarios