Rumbos

Soplan vientos de fronda para Cajeme

por

/x

EL MENSAJE TUVO UN TINTE muy humano. Muy coloquial. De hecho, fue un evento sin fanfarrias, de cuates, sin grandilocuencias de ninguna especie.

Seis ex-presidentes municipales de Cajeme, se dieron cita en el Teatro del ITSON, para arropar la unción de FAUSTINO FÉLIX CHÁVEZ, como alcalde.

A saber: don JAVIER R. BOURS ALMADA—1961-1964—; ADALBERTO ROSAS LÓPEZ—1979-1982—; EDUARDO ESTRELLA ACEDO—1982-1985—; Don FAUSTINO FÉLIX ESCALANTE y SERGIO GASTELÚM DE LA VEGA—1991-199—; y RICARDO BOURS CASTELO, que lo fue del año 2000 al 2003.

Asistió el Obispo FELIPE PADILLA.

Félix Chávez fue apropiadamente arropado por sus correligionarios del PRI, pero también por representantes de otros partidos.

Verbigracia: EMANUEL LÓPEZ MEDRANO, líder del PAN en Cajeme, así como RODRIGO RAMÍREZ MEDRANO, un conspicuo panista local.

Y GUSTAVO ALMADA, que fuera candidato de Movimiento Ciudadano a la alcaldía de cajemense.

Bien vistas las cosas, fue un evento de conciliación, de armonía democrática.

Atrás quedaron las campañas. Ahora a jalar todos, como diría la Gobernadora Pavlovich.

Por supuesto, los Diputados locales de Cajeme, el Diputado Federal, ABEL MURRIETA, a quien se le arracimaron los reporteros a su llegada.

A BRENDA JAIME la detecté en la valla cuando hizo su arribo el nuevo alcalde, acompañado de su familia y del ahora ex-munícipe ROGELIO DÍAZ BROWN.

También observé a la distancia a la legisladora local de Hermosillo, muy amiga y ex-compañera de cámara de Faustino, FLOR AYALA ROBLES LINARES.

Y al FALY BUELNA. Y a EMY OCHOA BAZÚA. Y a OMAR GUILLÉN PARTIDA.

Todos ellos, encabezados por el Coordinador de la bancada del PRI en el Congreso Estatal, EPIFANIO (El Pano) SALIDO PAVLOVICH.

El Pano muy atento, muy saludador.

Seis delegados federales identifiqué en el recinto. Al de la Procuraduría Agraria, RAÚL ACOSTA TAPIA; al del ISSSTE, FRANCISCO JAVIER VAZQUEZ; al de CONAGUA, CÉSAR LAGARDA LAGARDA; a la de CONDUSEF, ZAITA FERNÁNDEZ; a la de FONACOT, LUPITA AGUIRRE, y al de Corett, AMBROSIO ESCALANTE.

Si me faltó alguno, usted me ha de disculpar.

En aquel pequeño mar de gente, alguien que me acompañaba alcanzó a distinguir, sentados en butacas vecinas, a la Senadora ANABEL ACOSTA ISLAS y al jerarca estatal del PRI, ALFONSO ELÍAS SERRANO.

Particularmente, me dio mucho gusto saludar a MANUEL MONTAÑO, todo él vestido de negro.

Por cierto, en algún momento me abordó el señor JESÚS PEÑUÑURI OCHOA, cuyo rostro me pareció lejanamente conocido.

“No lo conocía a usted personalmente. Soy de Tesopaco y soy su lector”, dijo, con una sonrisa amable.

--¿Fue usted familiar de mi tocayo Mario Peñuñuri, de casualidad?

--Sí, éramos parientes. Él murió hace años.

Déjeme contarle que arribé al teatro del ITSON alrededor de las 11:30 horas.

Para esa hora, había ya un abigarrado grupo de cajemenses. Alguien me dijo que el recinto estaba casi lleno. Es decir, los que llegaron con sus respectivas invitaciones, ya estaban cómodamente sentados en sus butacas.

Los colegas DAVID MORGAN, BENJAMÍN PÉREZ DÍAZ y yo, observábamos el ambiente en el exterior.

Permanecer durante más de una hora en las afueras del edificio, me permitió entrar en contacto con algunos de los que se habían formado en la fila.

La mayoría ya había leído la prensa local y el tema que se discutía en esos momentos era el de las declaraciones que un día antes hizo a la prensa CLAUDIA PAVLOVICH.

Uno de mis interlocutores recitó de memoria un párrafo en la nota periodística, que yo comparto con mis dos que tres lectores. Veamos:

“Es increíble lo que estamos recibiendo, no hay ni lápices en Palacio de Gobierno, además, hay instituciones con la energía eléctrica cortada”.

Gravísimo, sin duda.

Era el tema favorito de todos.

Otro más, preguntó si era factible lo que dijo la gobernadora en el sentido de que “por heredar un Estado en total ruina, procederá contra el ex-mandatario y sus cómplices”.

¡Gulp!

Todo esto me llevó a la reflexión de que, más allá de los eventos protocolarios en la transmisión de poderes municipales, hay cosas que presagian acontecimientos difíciles de calcular en sus consecuencias.

Lo cierto es que el Sonora de estos días no se parece en nada al de las anteriores transmisiones del poder.

Nunca antes las cosas estuvieron como están hoy.

No lo dicen los medios, no lo dicen los naturales críticos del Gobierno. Lo dice la Gobernadora que recién asumió el poder. “Es increíble lo que estamos recibiendo”, dice Claudia.

¡Échele imaginación, por favor caro lector!

Prosigo con el evento: me lo topé inesperadamente. “No se acuerda de mí, ¿verdad? Soy Marcos Fuerte, estuvimos en la misma mesa con Claudia”, me dijo.

Y entonces “lo acabalé”, como suele decir un cuate mío.

Sí: era MARCOS FUERTE. Y enseguida, otro encuentro gratificante. Fue con FRANCISCO DÍAZ BROWN, con quien cada año, en los últimos dos diciembres, he coincidido en los cumpleaños de EDUARDO BOURS.

“¿Ya saludaste a Tomás Rojo Valencia?”, me preguntó alguien.

Confieso que a la distancia no tuve la certeza de que fuera Tomás el que se encontraba casi al borde de la amplia banqueta hacia la 200.

“¿Era Tomás Rojo o era el que encabezaba al otro grupo étnico que anda reclamando la regiduría de Cajeme?”, me preguntaba.

Vaya usted a saber. No pude determinarlo.

Raro en él, GABRIEL BALDENEBRO vestido muy formalmente, muy saludador.

Y ANDRÉS RICO, por momentos parece que sufre de autismo aunque, de repente, se convierte en un estallido de júbilo, con gracejadas de buen gusto y el abrazo cálido, afectuoso.

La verdad sea dicha, los priistas estaban de fiesta, de su fiesta.

A lo lejos, observé a la lideresa de tiangueros, PATY ORTGEA, que se la jugó con Faustino Félix Chávez.

Otro líder tianguista, ALFREDO GONZÁLEZ, girito, fuerte, dinámico.

Muy serio, observando desde lejos el ir y venir de la gente, el colega de la radio JORGE LUIS CUEN QUINTERO, a quien no había visto en mucho tiempo.

Se le ve bien. Se le ve bien.

Un invitado de postín, fue ALFREDO PADILLA FIERRO, que se descolgó desde Los Mochis para estar en el evento de su amigo y ex-compañero en la Cámara de Diputados, Faustino Félix.

Con Alfredo desayuné en el Valle Grande, ayer mismo. Y a la mesa nos acompañaron JAVIER LAM BAEZ, Secretario Particular de Alfredo, y JOAQUÍN WILSON, amigo de toda la vida de quien también fue alcalde de Choix y Diputado local.

Irnos a desayunar a ese lugar, me permitió presentar a Alfredo con mis entrañables amigos desde hace medio siglo, los médicos J. ANTONIO CERECER y FRANCISCO VERDUZCO VALENZUELA, que estaban en su tertulia cotidiana de la mañana, con los también doctores DAVID SIERRA Y RAMÓN E. CARRETAS.

¡Larga vida para ellos!

Total, que fue un evento dinámico, en el que se establecieron los lineamientos que habrán de regir en el trienio que recién se inicia.

Vale la pena contarle que horas más tarde, el nuevo Cabildo aprobó la propuesta de que el Comandante ANTONIO GUTIÉRREZ LUGO, sea el nuevo Secretario de Seguridad Pública en Cajeme.

Esta decisión de Faustino, la sabían muy pocos cajemenses. Sin embargo, quienes ya estaban enterados, manifestaron su beneplácito por la designación, pues Gutiérrez Lugo tiene una trayectoria intachable y esto está plenamente demostrado y comprobado.

A Gutiérrez le conocí en los tiempos en que se desempeñó como Jefe de Seguridad del entonces Gobernador de Sonora, Eduardo Bours. Buen tipo.

Ah, casi lo olvido: en mi breve charla con el Pano Salido, me comentaba que desde el Congreso trabajará en apoyo del Gobierno de su amigo Félix Chávez.

Que así sea.

Es todo.

Le abrazo.

Comentarios