Opinión

Lo que se dice en algunos círculos políticos: el caso de Pedro Pablo Chirinos es “agua sucia que corre”

Rumbos

por

/x
Mario Rivas, columnista

Mario Rivas, columnista

ME PUSE LAS PILAS Y APELÉ a la vocación y los ímpetus de los años idos. Me comuniqué con personajes expertos en el tema a quienes conocí en otros tiempos. Solicité la información. Quién es quién. De donde vienen. Los intereses políticos. Los antecedentes del que fue desalojado. Y los motivos probables.

“Es agua sucia que corre de un lado a otro”, pontificó una fuente consultada.

 --¿Agua sucia? ¿Puedes ser más explícito?

--No te metas ahí. Es puro chisme. El tal Chirinos, el que fue fiscal Estatal Electoral, viene de la época del PAN. Se dice que lo impulsó un experto en asuntos electorales de apellido Gutiérrez, que ahora es diputado federal por Morena y asesor en cuestiones electorales.

--¿Y por qué el desalojo de Chirinos con la fuerza armada?

--Como te digo: es agua sucia que corre de aquí para allá. Mi consejo es que no vale la pena meterse en cosas de chismes. Aquí hay muchas cosas que Chirinos puede soltar a los cuatro vientos, aunque te diré, no le conviene porque sería como ponerse la soga al cuello.

Hasta aquí, mi diálogo con una de las fuentes consultadas. Otras, fueron menos explícitas.

Según veo yo las cosas, y atendiendo a un comentario de JORGE MORALES, todo esto tiene una dirección: las elecciones del 2021. Ni más ni menos.

Lo que me lleva a otro punto: está tan desbordada la efervescencia política que la ausencia por una semana de las actividades oficiales de ALFONSO DURAZO MONTAÑO ha desatado una andanada de comentarios en redes sociales, en televisión y radio y en columnas periodísticas.

Y mire usted lo que son las cosas: pero contra lo que no se había visto en relación al secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, hoy, cuando él hace público su agradecimiento al presidente AMLO, por haberle autorizado su ausencia para ausentarse una semana de sus funciones oficiales, la especulación y la conjetura se volvieron una constante.

Y súbitamente, el sonorense se colocó en la punta de la pirámide mediática a nivel nacional.

Alfonso ha sido y sigue siendo, la nota de la semana.

No está en mi interés meterme en berenjenales especulativos. Lo que sea que suceda, lo sabremos todos. Lo veremos todos. Por lo pronto, como diría mi fuente, dejaré que “el agua sucia corra de un lado a otro”. No me ocuparé de contenerla o tratar de limpiarla.

Así las cosas.

En fin.

DE AQUÍ, DE ALLÁ Y DE MÁS ALLÁ Y AQUÍ, DOS COSAS QUE QUIERO compartir con usted: una: que es bueno que el alcalde de Cajeme SERGIO PABLO MARISCAL, se haya sumado al movimiento de rechazo al Acuaférico Ramal Norte de Hermosillo, cuyo proyecto está impulsando la alcaldesa CÉLIDA LÓPEZ (evidentemente con fines políticos de corto plazo; la otra: la esquela en la que manda condolencias por el sentido deceso del ingeniero ARNULFO VELÁZQUEZ CAUDILLO… Particularmente, esto último me caló hondo. Yo fui amigo de Arnulfo, muchas veces fui invitado a su casa, que compartía con su esposa ALEJANDRA (Santa, para sus íntimos) PERAZA RUVALCABA, especialmente en días prenavideños, en cuya mesa no faltaban las más ricas viandas de la cocina mexicana…

¡Cuántas charlas de sobremesa compartimos los amigos de Alejandra y de Arnulfo, en aquellos encuentros! No siempre eran los mismos pero siempre eran JULIÁN LUZANILLA, TOÑO CUADRAS, LUIS RAFAEL RENERO (¡hola, querido Rafa, un saludo hasta Guadalajara); ARTURO OLIVARES SANEZ, y el columnista…

Precisamente uno de estos eternos amigos míos, me contó que en alguna ocasión el hoy alcalde de Cajeme le reveló que Alejandra y él fueron compañeros en el Cabildo que encabezó el alcalde don FAUSTINO FÉLIX ESCALANTE…

Debo confesar que este dato no lo tenía yo registrado…

¿A qué viene todo esto?....

Viene a que a todos nos pasa, a todos, en alguna ocasión, nos ha pasado…

¿Acaso este modesto columnista no ha caído en dolorosos lapsus que mis dos que tres lectores me han reprochado?...

Ya lo dice el viejo y conocido refrán: al mejor cocinero se le queman los frijoles, y también este otro: donde quiera se cuecen habas…

En este caso, dilecto lector, lo que importa es la intención y la sinceridad…

Y DESDE EL HOTEL PLAYA DE CORTÉS, se reporta mi amigo y paisano ARTURO MUNGARRO, para hacerme una precisión que mucho agradezco, no tanto por la precisión, pues la errata ya estaba detectada desde muy temprano, sino por el hecho mismo del mensaje que me da certeza de que Arturo sigue siendo un fiel lector de estos Rumbos…

Pues sí, querido amigo: ES J. ISABEL MEXÍA RAMÍREZ y no J. ISMAEL MEXÍA, error de dedo o lo que sea, el caso es que es mi responsabilidad y humildemente asumo el mea culpa…

J. ISABEL MEXÍA, el inolvidable Chabelo Mexía, tan entrañablemente amigo del columnista y también de JUAN RURICO LÓPEZ QUINTERO…

De hecho, yo conocí a Rurico a través de Chabelo Mexía, y gracias a esta afortunada coincidencia de los andares de la vida, fue que, al iniciar la primera aventura como editor periodístico, estuvo la mano y la bonhomía de JR…

Juan Rurico, mi amigo de más de cuatro décadas, a quien desde aquí le envío mis mejores deseos de una pronta recuperación y podamos encontrarnos en la fondita donde, según dice él, sirven las mejores enchiladas del mundo…

A PROPÓSITO DE BUENOS AMIGOS, recibí ayer una carta escrita con el sentimiento y el corazón que muy pocas veces se encuentra en un mensaje de un amigo a otro…

MIGUEL JIMÉNEZ LLAMAS me escribió el mejor texto que yo haya leído, dirigido a mí, en todos los años de ejerce este oficio…

Ciertamente no fue al periodista, fue al amigo y eso es lo que es agradecible…

Voy a decirle sin cortapisas, de mí a usted, caro amigo, sin caer en cursilerías: Miguel y yo nos conocimos al principio del sexenio de MANLIO FABIO BELTRONES…

La relación empezó con un asunto trivial, hasta inocuo, pues a mí me había hecho gracia que Miguel, siendo ya miembro del gabinete beltronista, revelara que él nació en un predio cuya casa estaba en ambos lado de dos Estados…

--Entonces, ¿de dónde eres, Miguel?— le pregunté…

Su respuesta fue festiva: “No soy de ninguno de esos estados”… Todavía andaba de moda la hermosa canción que hizo famosa ALBERTO CORTEZ: “No soy de aquí, ni soy de allá”…

Así nació nuestra amistad. Pero a fuerza de ser honesto, diré que esta amistad se consolidó durante los seis años en que él fue delegado del IMSS en Sonora…

Miguel Jiménez Llamas es un ser humano como pocos he conocido en la vida…

Yo también, amigo mío, deseo que conserves tu salud en compañía de tus seres queridos…

¿Qué por qué no publiqué la carta?...

Bueno, lo consulté con mi nieta. Cualquier día de estos, le contaré por que decidí quedarme con la carta, guardarla donde se guardan las cosas valiosas y de vez en vez, sacarla del cajón y releerla… Cualquier día de estos…

POR CIERTO, AYER TUVE EL gusto grande de conversar por teléfono, con JAIME RAMÍREZ MONTES, jefe de Prensa de la Delegación del IMSS en Sonora. El es un cuadro valioso en la estructura del Seguro Social y hoy por hoy, se encuentra confinado en su casa donde ya lleva dos semanas, víctima del COVID-19….

Mi amigo Jaime ya va de salida, gracias a Dios…

Caray, se me acabó el espacio y me quedan temas en el tintero, que decían los ancestros…

Uno de estos temas, tiene que ver con la plática con MIGUEL ANZALDO, presidente del Distrito de Riego del Río Yaqui…

Es todo.

Le abrazo.

m.rivastribuna@gmail.com

Comentarios