Opinión

¿Y la “inconclusa” carretera de 4 carriles?

De Primera Mano

por

/x
Francisco Ruiz Quirrín, columnista

Francisco Ruiz Quirrín, columnista

Habrá qué darle la razón al especulador que aseguraba que una obra de la magnitud de la carretera de Cuatro Carriles, en Sonora, se concluiría solo con la buena voluntad de un Gobierno Federal… con un gobernador afín.

No puede explicarse de otra manera la falta de voluntad de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para terminar lo poco que hace falta en la reconstrucción de esa rúa.

Aún recordamos hace año y medio, prácticamente en el arranque del sexenio del actual presidente de la República, que se atrevió a asegurar que se terminaría en el año 2019.

Y dio dos fechas. No se cumplieron. En lo sucesivo, evitó repetir promesas que no cumpliría.

De esta carretera de Cuatro Carriles de Estación Don a Sonora y su modernización para pasarle de un camino vecinal a una autopista, con concreto hidráulico, según la promesa del presidente Enrique Peña Nieto, solo queda el recuerdo.

La obra se “atoró” en las conocidas “Curvas de Quijano”, ubicadas en el tramo Ímuris-Nogales, por procedimientos de tipo administrativo y seguimiento de contrato entre la SCT y la compañía constructora.

Tiene cuando menos diez años en remodelación y se han invertido más de 20 mil millones de pesos. Y en realidad es muy poco lo que hace falta, además del buen señalamiento.

El tema lo dejó en el olvido el presidente y quizá tenga la esperanza de inaugurarla con Alfonso Durazo de gobernador de Sonora, pero en caso de que las cuentas no le salgan, necesariamente deberá concluirla. No la puede dejar así.

El consejero Daniel Rodarte, del Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana, denunció ayer que el delegado de la Fiscalía General de la República en el Estado, Pavel Núñez, envió agentes a requerirlo en su domicilio particular, a pesar de haber advertido que sus padres viven en esa casa, que son adultos mayores y que están enfermos… Rodarte ha solicitado a la PGR que lo pueden encontrar en su lugar de trabajo y que estará siempre dispuesto a colaborar con la autoridad… Y hasta ayer desconocía las razones del por qué la FGR está abriendo una carpeta de investigación en su contra, del también consejero del IEE, Arturo Kitazawa y de los tres magistrados del Tribunal Estatal Electoral… Todo envuelto en una ola de humo… Y desde la Fiscalía no hay nadie que informe sobre el caso. Ricardo Bours Castelo, aspirante a la Gubernatura de Sonora, le confesó al periodista de “TRIBUNA”, Mario Rivas, que en esta semana viajaría a la Ciudad de México para tratar de entrevistarse con Dante Delgado, el “guía moral” del partido Movimiento Ciudadano, en lo que se presume sería un “amarre” de su candidatura por ese instituto político para tratar de llegar a Palacio de Gobierno en Hermosillo luego de los comicios electorales del próximo seis de junio.

El célebre catedrático de Derecho Constitucional en el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, Jaime Cárdenas, apenas duró tres meses como director general del Instituto para Devolver al Pueblo lo robado… En su carta-renuncia, Cárdenas denuncia corrupción por parte de funcionarios del actual Gobierno de la “cuatroté”… Evidentemente no salió bien, porque el presidente en su “mañanera” se atrevió a decir que Cárdenas “se había agotado, ya que no cualquiera aguanta el rito del servicio público”… Quizá valdría la pena ahora pensar en la creación del “Instituto para devolver al pueblo lo robado ahora de lo robado en el pasado”.

La gobernadora Claudia Pavlovich aprovechó ayer una reunión de varios gobernadores con el titular de Hacienda, Arturo Herrera, para gestionar modificaciones al presupuesto del gasto del Gobierno Federal para el venidero 2021 y así contemplar más obra pública para Sonora… Porque como se sabe, solo una obra caminera se contempló en ese documento para el Estado.

Comentarios