Sonora


Marco Antonio, un voluntario de vocación en el Puerto de Guaymas

Un guaymense que nunca abandonó el amor al servicio de urgencias, a pesar de estar lejos de su ciudad
viernes, 7 de mayo de 2021 · 19:51

Guaymas, Sonora.- Lo que inició como una inquietud, terminó siendo una vocación para Marco Antonio, a quien le han tocado un sinfín de experiencias a lo largo de los años dentro de lo que él describe como su segundo hogar, quien a pesar de contar con una profesión, ser socorrista es el sueño que siempre tuvo desde niño. 

El guaymense Marco Antonio Ayón Escudero se enlistó a la benemérita institución el 3 de septiembre de 1975, donde hasta la fecha se mantiene activo como socorrista voluntario.


Cinco años después de que se fundó la Cruz Roja Delegación Guaymas, entré como aspirante a socorrista, pues desde que estaba más o menos en secundaria me llamaba la atención ver las ambulancias como todos los niños", afirmó.


Fue en ese tiempo que nace su inquietud y lo que  marcó su decisión fue la explosión de la casa de la familia Maytorena, hecho que relata le impactó y de ahí le empezó el ‘gusanito’.


Después un amigo me invitó y me vine a inscribir a la delegación, en ese tiempo en la comandancia, y a partir de ahí me gustó, por lo que tuve que iniciar con mi capacitación que se daba en esa época, donde todo era muy diferente a lo que es hoy”.


De esto, que luego de varios años, a Marco Antonio le dieron la oportunidad de formar parte del cuadro de oficiales, donde también llegó a ser comandante, o bien jefe de socorristas hasta en dos ocasiones.


Siempre lo he dicho, lo que a mí me gusta es el servicio de urgencias, y si me preguntan por qué me gusta, la respuesta es no sé, pero es algo que debo dar, pues la vida a mí me da dado mucho y tengo que dar algo, ahora lo veo así, pero desde niño era así, mi padre era un trabajador que nos daba para comer, somos de la calle 20 y nos educaron así". 


El guaymense estudió hasta la prepa en el Puerto, posteriormente se fue a Hermosillo a cursar la carrera de administración de empresas en la Unison.


Irme de Guaymas no fue impedimento, pues cada fin de semana venía y en vacaciones aquí vivía”, recordó entre risas.


En tanto, se le dio la oportunidad de trabajar dentro de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), donde poco a poco logró escalar en diversos puestos hasta convertirse en gerente a nivel nacional de la institución, por lo que tuvo que cambiar su residencia a la Ciudad de México.


Por mi trabajo dentro de la CFE anduve por diversas ciudades del Estado, donde siempre aproveché mis descansos para realizar  guardias en aquellas instituciones, incluso también fui comandante en una ocasión en Nacozari, para finalmente después de mi jubilación terminé por retornar a la delegación de Guaymas, pese a que mi familia y casa la tengo en México".


Asimismo, el socorrista en 46 años de servicio en el voluntariado de Cruz Roja, con nostalgia recuerda múltiples experiencias que han marcado su vida, pues le ha tocado acudir a un sinnúmero de emergencias, como la pérdida de dos de sus compañeros mientras realizaban sus labores.

Comentarios