CULTURA

Hoy es el Día de los Pueblos Indígenas... Y no hay nada que celebrar

Es un día de reflexión donde se debe tomar conciencia y empatizar con la situación de nuestros pueblos originarios

Los pueblos originarios aún conservan las tradiciones y el sincretismo de sus antepasados
Escrito en SONORA el

Ciudad Obregón.- Como cada 9 agosto, es momento de conmemorar el Día Internacional de los Pueblos Indígenas, una fecha para empatizar y darse cuenta de las condiciones en las que las culturas originarias se han visto inmersas en los últimos años, según explica María Trinidad Ruiz, directora del Centro de Culturas Populares e Indígenas de Cajeme.

“Estos tiempos nos han afectado a todos. Hay muchas necesidades, que generan otros problemas”, explicó Trinidad en entrevista con TRIBUNA.

Desde la violencia, hasta la falta de alimento, las comunidades indígenas de la región han tenido que soportar situaciones precarias por más de cien años. “En muchos pueblos todavía no tienen agua y ese es un problema que he visto desde 1984”.

  • Estigma social

Ruiz enfatizó en cómo se suele describir a los miembros de la Tribu:

“La gente se queja y dice ‘Ah sí, los Yaquis flojos, no trabajan’, pero ¡Claro que sí trabajan! Son muy trabajadores y son fuertes... Pero antes tenían crédito, eran sujetos de crédito pero ahora ya no”.

Explicó que, como su propiedad es comunal, no tienen nada en garantía y es que a más del 90% le rentan la tierra, por lo que no pueden cultivar como antes. Agregó que la falta de centros médicos y otros servicios se apilan a estas necesidades: “En Pótam no hay drenaje, y con eso estamos hablando de una contaminación peligrosa. Son muchos elementos así”, afirmó.

Uno de los objetivos del Centro de Culturas Populares es el de mantener vivas las tradiciones e historia de estos pueblos originarios, y es que hoy en día tanto lenguas como culturas desaparecen a pasos agigantados, por eso realizan acciones para difundir y promover los valores de estas comunidades.

  • Día importante

Ruiz remarcó que es nuestro deber aprovechar este día para darles voz y concientizar a la sociedad sobre su importancia. “Son los momentos donde podemos gritarle al mundo que aquí están”. Agregó que nosotros no conocemos realmente su historia, ni por lo que han vivido, dando de ejemplo a cómo los Guarijíos han vivido con luz eléctrica a penas desde hace 15 años.

“Esto debe ser externo, debería hacerse una fiesta en las plazas. Este día es para que la comunidad tome conciencia de la existencia de estos grupos originarios, aquellos que poseen conocimiento de nuestro entorno, y hablan del Padre Sol y la Madre Luna”.